miércoles, 26 de marzo de 2014

Los Celos Son Hijos Del Aburrimiento

Los celos son hijos del aburrimiento. Tú te aburres con la mujer y la mujer se aburre contigo; tú tienes celos y ella tiene celos. Cuando te aburres con una mujer, en tu interior tú también sabes que ella se aburre contigo. Si ella se aburre contigo, entonces debe estar buscando otro hombre en cualquier lugar (el lechero, el cartero, el chofer, cualquiera que esté a mano). 
Tú sabes que cuando estás aburrido empiezas a buscar otras mujeres, es una tendencia natural; así que tu mujer debe hacer lo mismo. Hay tantos hombres, y ella se ha aburrido de ti. La mujer sabe que el marido se va aburriendo ya que no está encantado como solía estar, ya no vuelve a casa lleno de alegría. Ahora simplemente la tolera. Se enfada con facilidad y se vuelve brusco. Si en algún momento vuelve a casa feliz, los celos se incrementan, porque piensa que debe haber estado con otra mujer. 
Si tú no te aburres con la persona, no tendrás celos, porque no tendrás esta idea en la mente. De hecho no es debido al interés del otro en otra persona, sino que es tu propio interés en la otra persona lo que causa los celos, lo que hace que los celos surjan. Si te consideras un aburrido, serás un celoso, de entrada”.

Osho

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada