martes, 22 de abril de 2014

EL LIBRO

Él cambió el agua en vino y tú luego en vinagre. Llenaste nuestra miel de moscas cuando él en ambas Marías vio un solo amor. ¿Podrías levantarte y andar? Es el paso de tu propio tiempo que te lo pide. Al perderlo todo responde el milagro de nada tener que te tenga. La banda del funeral también acompaña al circo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada